Seleccionar página

La tipografía es un elemento importante para la diferenciación e identificación

La elección de una buena tipografía, ya sea para nuestro logotipo o para el resto elementos corporativos es un elemento importante que debe ser analizado.

La tipografía es un elemento que debe estar en nuestro manual de estilo y debe aparecer en todos los elementos de la empresa: web, publicidad, material de comunicación externo e interno… por eso su elección es importante. Además debe ser diferencial, aportar valor, dar unidad a los materiales, ser fácil de leer y entender y además fácil de reproducir en diferentes medios y soportes.

Por  todos estos motivos se suele dejar el proceso de selección de la tipografía corporativa a algún profesional, ya sea un diseñador, una agencia de branding o algún profesional especializado en tipografías.

Ahora que ya tenemos una idea de la importancia de la tipografía, vamos a analizar por qué puede ser un elemento diferencial:

  1. Contribuye a la creación de imagen: la tipografía es un elemento más de la imagen de marca, junto con el logotipo y los colores corporativos.
  2. La tipografía puede convertirse en una elemento más de identificación de la marca o empresa. Hay tipografías que con solo verlas las asociamos a sus marcas; este es uno de los objetivos que tiene una buena tipografía
  3. Contribuye a la diferenciación con empresas y marcas de la competencia: también la tipografía puede ayudar a que los clientes nos diferencien de la competencia de un simple vistazo.
  4. Omnipresencia de la tipografía: está presente en todos los materiales gráficos y digitales de la empresa y además, en un largo periodo de tiempo.