Seleccionar página

tiempo-calidad-precioHay una máxima en toda agencia y es que cualquier proyecto sólo puede tener 2 de las 3 variables del título: Tiempo reducido, Precio económico, alta Calidad.

Así por ejemplo, un proyecto puede ser económico y de calidad, pero muy difícilmente será realizado con rapidez (la agencia priorizará otros proyectos y no forzará a generar horas extras a sus empleados). Lo mismo pasa con cualquier de las otras opciones, un proyecto de calidad se puede hacer además en poco tiempo, pero eso siempre será más caro y si queremos un proyecto de mucha calidad y precio reducido, no podemos marcar unos plazos excesivamente cortos.

Todo ello parece algo sencillo y fácil de entender, pero en la práctica, muchos clientes se olvidan de esta máxima y piden Calidad en poco Tiempo y además con Precio reducido. Una agencia siempre puede intentar ajustarse y adaptarse a las necesidades del cliente, pero si se es riguroso y no que quiere trabajar en pérdidas, esta demanda no se puede cumplir. Lo mismo sucede con cualquiera de las otras variables.

Tanto como clientes, como en el caso en el que seamos agencia, estos elementos los debemos tener claros a la hora de plantear o de cerrar un proyecto

Hay casos en los que esto no se cumple, pero rompen con la lógica de empresa o por que el motivo sea un tema estratégico más allá del proyecto en cuestión. Así por, una empresa puede determinar trabajar bajo pérdidas en un proyecto en concreto si piensa que así podrá obtener un cliente o un proyecto mayor posterior. Esto se da, pero nos centramos en el concepto proyecto sin valorar las relaciones con el cliente más allá del mismo en esta máxima.