Seleccionar página

Selección de las ayudas que las empresas del Sector Cultural en España se pueden acoger y para qué sirve cada una de ellas

Te adjunto las ayudas hasta la fecha, que pueden ser más interesantes para las empresas del Sector Cultural en España

 

ERTE por Estado de alerta: parcial o completo

El ERTE es un Expediente de Regulación Temporal de Empleo. Hasta hace poco, este tipo de procesos se destinaban solo a las grandes empresas con miles de empleados, pero en esta situación de crisis por el Coronavirus, se ha ampliado a todas las empresas, incluso Pymes o empleadas del hogar.

El ERTE es un proceso para evitar el despido de empleados por una situación temporal que afecta a una empresa. Es una medida temporal para que el empleado pueda reincorporarse a su puesto de trabajo cuando la empresa se reponga de esa circunstancia y así evitar que se formalice el despido.

Cuando una empresa decide hacer un ERTE por Estado de Alerta, es mucho más sencillo que pueda recibir el visto bueno por parte de las instituciones (es mucho más complejo un ERTE por Situación Económica, como veremos), ya que simplemente con justificar que este parón económico te afectará más a un 70% de tus ingresos en el periodo mientras dure el estado de alarma, ya es suficiente.

Todo el proceso se hace a través de la gestoría de cada empresa. Se necesita aportar una carta de solicitud, así como justificar la necesidad de hacer con información financiera de la empresa. Cuando se concede, la empresa puede dejar de pagar al empleado la nómina (aunque seguirá pagando sus costes sociales ya que sigue siendo empleado de la empresa). La nómina se la abona al empleado el SEPE.

Elementos a tener en cuenta:

  1. La empresa no podrá despedir al empleado hasta 6 meses después de su incorporación a la empresa
  2. Si el ERTE es completo, es decir de las 8 horas de jornada, el empleado no podrá hacer ninguna tarea como empleado. Ni si quiera responder correos electrónicos.
  3. ERTE Parcial. Se puede hacer un ERTE parcial para que el empleado quede trabajando media jornada y la otra media jornada la cubra el SEPE.
  4. El empleado no pierde paro y para Hacienda, es como si siguiese trabajando.
  5. Duración: mientras dure el Estado de Alarma, pero se comenta que en algunos sectores específicos el ERTE pueda ser ampliado hasta fin de año. Esta ampliación va a afectar a muchas empresas del sector cultural, en especial a aquellas en las que haya publico en recintos cerrados como teatros, auditorios y salas.

 

 

ERTE por Situación Económica: parcial o completo

El elemento diferencia con el ERTR por Estado de Alerta es que no depende del Estado de Alerta sino de la situación económica de la empresa, por lo que se puede ampliar más allá en el tiempo

El ERTE por situación Económica es más complejo de obtener ya que no está asociado al estado de alarma sino a la situación económica y financiera de la empresa. Por este hecho, hay un estudio mucho más detallado por parte de la entidad reguladora antes de dar el visto bueno a estos ERTE.

Este tipo de ERTEs debes estar bien justificados por parte de la empresa, ya que la entidad reguladora de los ERTE revisará con mucho detalle los estados financieros de la empresa, tanto pasados como las previsiones de la misma.

Elementos a tener en cuenta:

  • La decisión de poner fin al ERTE es de la empresa, no así de la temporalidad del Estado de Alarma.
  • Difícil de Obtener: Se debe aportar mucha documentación e información financiera. Además, la solicitud será revisada con más minuciosidad
  • La empresa no podrá despedir al empleado hasta 6 meses después de su incorporación a la empresa
  • Si el ERTE es completo, es decir de las 8 horas de jornada, el empleado no podrá hacer ninguna tarea como empleado. Ni si quiera responder correos electrónicos.
  • Erte Parcial. Se puede hacer un ERTE parcial para que el empleado quede trabajando media jornada y la otra media jornada la cubra el SEPE.
  • El empleado no pierde paro y para Hacienda, es como si siguiese trabajando.

 

 

Préstamos ICO COVID-2019

Una de las primeras herramientas que se ha lanzado es la de estos préstamos ICO COVID. Unos préstamos a 5 años destinados a que las empresas no se queden sin tesorería para hacer frente a los pagos y a su actividad normal.

Las condiciones son muy buenas y desde aquí aconsejamos que se soliciten, aunque en vuestras previsiones quizás no sean necesarios. Los tipos de interés son muy bajos (por ejemplo, solicitando 200.000€ solo tiene un coste de unos 150€/mes). La amortización será a partir del primer año y el coste de la cancelación anticipada será del 1,5%. Dinero muy barato.

La forma de solicitarlo es a través de tu banco. Te pedirán una información muy básica sobre la empresa (número de empleados, ingresos 2019, previsión de ingresos 2020 y en algunos bancos te pedirán también un Balance y una Cuenta de Pérdidas y Ganancias). Los están dando de forma muy masiva y se espera que el primer bloque de dinero se consuma en pocos días.

 

Retraso en el pago de los Impuestos 1º Trimestre

Retrasar el pago de los Impuestos como IVA o IRPF, puede ser una ayuda para muchas empresas. Sí que te aconsejamos que revises muy bien las condiciones ya que, si los retrasas hasta el máximo del tiempo que te permiten, pueden cobrarte algunos intereses. Podemos aconsejarte retrasar el pago 3 meses, que, si no cambian las cosas, no tiene ningún tipo de penalización.

Puede ser una forma sencilla y rápida de evitar descapitalizarnos en un momento en el que la empresa quizás no tenga ingresos. Es solo posponer el pago, en ningún momento estarás eximido de hacerlo.