Seleccionar página

Cuando hayamos decido que nos interesa ponernos a trabajar en una determinada red social como herramienta de contacto con nuestros potenciales cliente, como espacio de creación de branding o quizás como herramienta para potenciar las ventas, tenemos que dejar nuestro espacio personalizado. Estas son algunas cosas de las que tendremos que tener en cuenta:

  1. Imágenes: tenemos que seleccionar unas imágenes adecuadas (ya sea el logotipo de la empresa o imágenes de nuestros productos o empleados). Debemos adaptar estas imágenes a las medidas de cada uno de los espacios. Estas medidas varían según la red social y el espacio que vayan a ocupar. Recomendamos tener claras las medidas de cada espacio para que las fotos queden perfectas. También es importante la resolución de las mismas.
  2. Contenidos: Las áreas en las se pueden describir la empresa, actividad… son importantes cumplimentarlas de una forma eficaz, orientada a ayudar al posicionamiento en esa red social, pero también viendo que pueda ser de ayuda para las personas que puedan visitar nuestro espacio. Suelo recomendar siempre rellenar todos los contenidos
  3. Datos de Contacto: Es importante facilitar los datos de contacto así como de localización. Las redes sociales son espacios de comunicación y contacto. Además esta información ayudará a que el espacio tenga una mayor y más rápida difusión.
  4. Otros Contenidos: Suele ser interesante tener en cuenta que en muchos espacios se puede subir contenidos extras como vídeos, infografías o documentos en pdf, es importante aprovecharlos.
  5. Links: es interesante facilitar el acceso nuestros espacios, ya sea a nuestra página web como a otros espacios sociales como Youtube, Twitter, blog corporativo u otras redes sociales.

Siguiendo estos sencillos consejos, podemos contribuir a impulsar el éxito de nuestros espacios sociales.